11 feb. 2009

Sí a las clases de religion

LA APORTACIÓN DE LA FORMACIÓN RELIGIOSA

Elegir la enseñanza de la religión en la escuela no es sólo saber cosas de Dios o datos de Jesucristo.
Es, sobre todo, saber y comprobar que Él vive, Él habla, Él nos ayuda. Él no invita a seguirlo.
Así podemos elegir libremente una manera de ser y vivir como Él.
Nos vamos formando según el modelo de vida que Jesús nos ofrece.
Él nos enseña a amar, nos perdona y nos enseña a perdonar, a servir.
Él mismo es el camino Verdadero para llegar a la vida eterna.
Él nos descubre quiénes somos y cómo podemos ser hijos de Dios.

LA FORMACIÓN MORAL CATÓLICA

-Todos buscamos el bien y la verdad; pero, a veces, es difícil escoger lo que es bueno frente a lo que es malo.
-Los cristianos reconocemos que es bueno lo que nos acerca a Dios y a los demás. Es malo lo que nos aleja de Dios y de los demás.
-El camino del bien que nos lleva hacia Dios, es también el camino de la felicidad.
-Cuando elegimos el bien somos libres y obtenemos la mayor dignidad.
- El ser humano es más libre cuanto más es capaz de elegir el bien.
-Para un cristiano esa libertada lo hace semejante a Dios y heredero suyo.
-La formación moral pretende orientar y fortalecer la voluntad en orden al bien y la verdad.
-Por ello ordena y estimula nuestra relación con los demás, para que sea el perdón y el amor lo que prevalezca y no el odio o la venganza.

Tomado de Iglesia de Sevilla, semanario diocesano. 22 -06- 2008

1 comentario:

Mento dijo...

Parece mentira que los padres nos preocupemos de tantas cosas secundarias para el desarrollo de nuestros hijos y no de lo fundamental: el conocimiento de Jesucristo.